Entre las orillas del dolor y el placer…